Albores de Murcia pone en marcha Proyecto Krea, una nueva línea de trabajo orientada a la inserción sociolaboral de jóvenes en dificultad psicosocial y profesionales desempleados

Albores de Murcia, asociación sin ánimo de lucro que trabaja a favor de la atención social, educativa, psicológica y sanitaria de la infancia, la adolescencia y la familia a través de diferentes programas de intervención especializados, ha puesto en marcha Proyecto Krea. Con este proyecto, la entidad se plantea un objetivo claro: promover la inserción sociolaboral de jóvenes de más de 16 años en dificultad psicosocial que ya no están dentro del sistema educativo y ofrecerles a través de estos cursos de formación una oportunidad de acceder al mercado laboral.

Todos los cursos son gratuitos y están subvencionados por el Servicio Regional de Empleo y Formación de la Región de Murcia (SEF), que ha apoyado la nueva línea de trabajo en la que se orienta Albores de Murcia. La base del proyecto se encuentra por un lado, en ofrecer cursos de competencias clave que permiten a los alumnos obtener un certificado de profesionalidad de nivel 2, un título oficial emitido por el Servicio Regional de Empleo y Formación con el que estos jóvenes tendrán una oportunidad de acceder al mercado laboral. Por otro lado, Albores de Murcia ofrece cursos de especialización dirigidos prioritariamente a trabajadores del sector de los servicios sociales que se encuentren en situación de desempleo. De esta manera, los profesionales que no estén en activo pueden adquirir una formación especializada. El objetivo en este caso es que aumenten sus posibilidades de reincorporarse al mercado de trabajo.

Estos cursos de formación serán impartidos por un equipo de profesionales especializados en las materias que conforman cada una de las acciones formativas. La clave de la formación ofrecida por Albores de Murcia se encentra también en la inclusión y la dinamización, ya que los cursos están dirigidos a jóvenes de más de 16 años que presentan algún tipo de problema conductual y que por alguna razón se han quedado fuera del sistema educativo antes de finalizar los estudios mínimos requeridos. Por ello, Albores de Murcia apuesta por la inserción laboral de estos jóvenes ofreciendo una formación cuya novedad se encuentra en la incorporación de la figura del integrador social dentro del aula acompañando al profesorado y cuya misión es facilitar la inclusión de estos jóvenes en dificultad para ayudar a que recuperen la motivación por la búsqueda de un objetivo personal que les permita confiar en ellos mismos. Esta formación es un complemento a la educación reglada que permite a estos jóvenes obtener certificados de profesionalidad y poder acceder así al mercado laboral. El integrador social estará presente durante el periodo formativo para orientar a los jóvenes en todo momento. Una vez finalizada la formación, este les ayudará en la búsqueda de trabajo, en la preparación de entrevistas laborales, en la elaboración del Currículum Vitae y les orientará con el objetivo de facilitar en lo posible el acceso de estos jóvenes a un puesto de trabajo.

Gracias a esta oferta formativa, los jóvenes que se encuentran en una situación más vulnerable y con menos opciones de obtener un diploma oficial, podrán conseguir un título académico. Por otro lado, los profesionales que se encuentren en situación de desempleo pueden acceder a una formación relacionada con su ámbito de trabajo y ampliar así sus conocimientos para tener más oportunidades laborales.

Además, Albores de Murcia ya tiene puestos en marcha otros proyectos. Por un parte, Proyecto CySNE, un recurso creado para dar respuesta a situaciones de conflicto familiar. La base sobre la que se lleva a cabo el trabajo en Proyecto CySNE es la intervención con los jóvenes y sus familias, con ambos, es decir, que se considera a todos los miembros de la unidad familiar protagonistas y parte esencial para la resolución del conflicto, pues el entorno del menor se considera un elemento de vital importancia para que se produzca el cambio (terapia sistémica). El objetivo último del proyecto es dotar a las familias de herramientas para resolver el conflicto por ellas mismas con el fin de que no tengan necesidad de acudir a este recurso ni a ningún otro en el futuro.

Asimismo, Albores de Murcia puso en marcha el año pasado Proyecto Vincula, creado para la intervención especializada en materia de adopción y acogimiento dirigido a familias interesadas en la adopción o el acogimiento, así como a familias que se encuentran inmersas en el proceso de adopción. Desde proyecto Vincula se ofrece apoyo terapéutico durante el tiempo de espera, orientación y asesoramiento sociofamiliar, seguimiento de adopción internacional, servicio de búsqueda de orígenes, programas de apoyo emocional para menores, adolescentes y jóvenes adoptados o en acogimiento, entre otros servicios.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *